La metodología LEAN; una nueva manera de entender el futuro del sector de la construcción

 

La metodología LEAN o Lean Construction es uno de los pilares fundamentales de ESPIREA, que permite realizar proyectos seguros y solventes a través de las herramientas más sofisticadas del mercado. Esta metodología, sin duda alguna, aporta una a gran calidad a todas las obras debido a que la esencia de la tecnología e innovación está presente en el día a día. 

Las herramientas LEAN buscan beneficiar al cliente optimizando todos los proyectos y eliminando las actividades que no aporten ningún valor y consuman recursos innecesarios para el buen funcionamiento de las obras. En este aspecto, es fundamental implicar a todos los agentes con el fin de comunicarles posibles cambios, además de estructurar y compartir toda la información al respecto.  

¿Qué ventajas existen a la hora de contar con una metodología LEAN?  

Cumplir con los plazos de entrega en construcción es uno de los deseos principales de nuestros clientes. Así pues, gracias al Lean Construction trabajamos en disminuir los tiempos entre todas las órdenes del proceso.  

Los pasos a seguir para poder poner esta metodología en funcionamiento empiezan por analizar los procesos de la empresa para ser conscientes de cuáles son imprescindibles y cuáles se pueden eliminar para reducir los tiempos. Es esencial llevar a cabo una planificación minuciosa para fijar los objetivos, los recursos y los plazos que se quieren cumplir. Es muy importante preguntar al equipo, clientes y proveedores sobre las mejoras, ya que de esta manera todo el funcionamiento tendrá el mismo camino y cumplirá con las expectativas previstas. 

Otra de las ventajas principales de recurrir a la metodología LEAN es que, a la hora de optimizar los procesos de producción, estamos reduciendo gastos innecesarios y, en consecuencia, disminuimos los costes. El resultado final es un proyecto mejor debido a un control real de gastos y desperdicios.  

La metodología LEAN incrementa la productividad y, en consecuencia, la calidad de la obra, pues existe una mejora constante a la hora de realizar un seguimiento exhaustivo para anticiparse a los problemas y tener una visión integral del proceso para que afecte lo mínimo posible al proyecto.   

Estas herramientas ayudan a llevar a cabo un control de posibles desperdicios y, por tanto, hay una apuesta por cuidar el medioambiente sin dejar de lado las necesidades del cliente.  

Desde ESPIREA proponemos alternativas más eficientes reduciendo el uso de combustibles fósiles, materiales contaminantes con el planeta y racionalización de materiales utilizados. Nos basamos en los métodos colaborativos y la formación de las personas con el objetivo de la mejora de la calidad y la gestión responsable de cada uno de nuestros proyectos. 

Consideramos la metodología LEAN como una apuesta futura a la innovación y al compromiso con la sostenibilidad.